Cutrirreceta – Pollo con cerveza y miel

Hace unos días Mr. R compró una lata de cebolla cortada (ya pochadita y todo), que se iba a echar a perder en la nevera. Así que me puse a pensar qué hacer que necesitara cebolla. Ya ves, hay millones de platos que necesitan cebolla, pero me apetecía algo meloso, calentito y muy fácil (y rápido, de rebote) así que me puse manos a la obra con mi pollo a la cerveza con miel. A prueba de torpes!!

Ingredientes

  • Una zanahoria.
  • Cebolla (en mi caso estaba cortada y pochada)
  • Una pechuga
  • Sal, pimienta y un poco de harina.
  • Miel (un chorro)
  • Una lata de cerveza (yo pillé una Budweiser; parece que no, pero según la cerveza añadiréis aroma)
  • Cacerola amplia y cucharón de madera.

Elaboración

Primero cortamos la pechuga en cuadritos de un tamaño generoso pero que nos quepa en la boca. Si sois tan tiquismiquis como yo, es el momento ideal para quitarle las ternillas, nervios y demás. Con unas tijeras dejáis la carne bien preparada, limpia de restos y en cuadrados regordetes. A estos cuadrados  los salpimentamos con alegría por todas partes. No se trata de echar tres granos de sal; hay que salpimentar con alegría!! La misma humedad de la carne mantendrá la sal y la pimienta pegadas. A continuación cogemos los trocillos y los rebozamos en harina. No hace falta que tengan una gran capa de harina. Sólamente los emborrizaremos un poco, lo justo para que se note que hay harina (y sí, sin huevo).

Cutrirreceta - Pollo a la cerveza
Pollo bien salpimentado

En la misma cacerola que haremos servir luego, habremos puesto un chorrito de aceite para marcar la carne. Tampoco se trata de freir totalmente los trozos, sino sólo marcarlos. Esto es especialmente importante, porque si los freímos por completo, luego quedarán duros, y nosotros queremos que queden bien jugosos. Como se ve en la foto los míos seguían crudos por dentro y sólo las “paredes” estaban hechas.

Cutrirreceta - Pollo a la cerveza
Ya veis que queda crudito por dentro pero si lo hacemos bien a la primera luego quedará seco.

Al sacar la carne añadimos un chorrito más de aceite, las cebollas, la zanahoria cortada finita en rodajas… Hay gente que también añade pimiento verde pero a mi es que el pimiento me repite un poco a menos que esté crudo, así que he prescindido de él.

Dejamos que la cebolla se poche, y si ya está pochada como era mi caso pues esperamos que la zanahoria se ablande. Para ayudar, cogeremos un vaso y pondremos dos dedos de agua (dos dedos en el vaso, no en la cacerola), que añadiremos a la cacerola. Así nos ahorramos que la cebolla se ennegrezca; la queremos blandita, no churrumascada.

Cutrirreceta - Pollo a la cerveza
Cebolla y zanahoria con dos deditos de agua.

Al cabo de unos 5 minutos a fuego medio (si se acaba el agua echamos más y bajamos el fuego!), añadimos la carne y una o dos latas de cerveza. Lo importante es que todo el contenido de la cacerola quede tapado por el líquido. Ponemos el fuego flojito y dejamos que haga su xup-xup durante el rato que necesite. A mi me estuvo 35 minutos hasta que tomó la textura que yo quería. Durante ese tiempo que esté cociendo, removeremos de vez en cuando para evitar que algún trozo de carne se enganche con otro. Es importante que la carne esté cómoda en la cacerola, es decir, no hace falta poner un cacerolón para dos trocitos de carne, pero tiene que haber un mínimo de espacio.

Cutrirreceta - Pollo a la cerveza
Aquí ya hemos añadido el pollo y la cerveza

Cuando haya reducido un poco, pero aún le queden unos 10 minutos para estar listo, le echamos un chorraco de miel, que ayudará a que la salsa tenga una textura más agradable y matizará el amargor de la cerveza.

Como digo, sobre la media hora o 40 minutos seguramente ya estará. Sabréis que está porque al pasar la paleta por el fondo de la olla veréis que ya no está líquido, sino que tiene un cierto punto de densidad. Ese es el momento de apartar la cacerola.

Cutrirreceta - Pollo a la cerveza
Rico rico

Si mientras habéis hecho unas patatas fritas tan maravillosas como estas, tendréis un plataco de toma pan y moja! Os animáis? Cómo lo hacéis vosotr@s?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *